20/7/07

Bueno para nada


A veces, quizá la mayoría de las veces, en lo inútil hay alguna validez.

Esto me parece una inutilidad tan grande -nadie me pide que lo haga, nadie ni siquiera espera que lo haga, a nadie le interesa- que me atrae y no me puedo resistir a la idea de tener este espacio completamente inútil para escribir lo que se me antoje y cuando se me antoje, con el único objetivo de no tener objetivo.


Y no me interesa contradecirme si digo que no tengo objetivo, teniendo eso como meta, porque en este espacio la contradicción -lo preveo- será una invitada corriente. En este lugar, la contradicción es cliente frecuente y paga con redcompra.
Quiero perder tiempo en hacer cosas inútiles...
o quiero usar mi tiempo en hacer, de lo aparentemente inútil, algo extrañamente útil...
De hecho, ya me siento aliviado... estoy haciendo una de aquellas cosas que ocupan siempre un lugar en mi mente: alvaro, el blog, ¿recuerdas?... nota en mi cerebro: hacerme un blog.
nota en mi cerebro: hacerme un blog
nota en mi cerebro: hacerme un blog
nota en mi cerebro: hacerme un blog


Creo que es algo muy raro, pero en fin, ya empecé y quizá aquí mismo termine.

Quién sabe, quizá descubra que lo útil nunca será verdaderamente útil y termine gastando toda mi vida en crear este espacio sin lugar; en decir, con muchas palabras, nada.